Noticias

16 Historias Inspiradoras por una Vida Libre de Violencias - Día 5

29 Noviembre 2019

Mi nombre es Anne Alcaly Azavache Orozco, tengo 49 años y nací en Puerto Ayacucho, Estado Amazonas, Venezuela. Actualmente vivo en una situación de migrante en Puerto Carreño, Colombia. Soy abogada con maestría en derecho laboral y hago parte del pueblo indígena Baré de mi país, al que pertenecían mis abuelos maternos y que se encuentra en riesgo de desaparecer por la transculturización, migración de su espacio originario y la pérdida del idioma. 

Mi activismo inició desde muy joven siendo lideresa de varios grupos a los cuales pertenecía. Debido a mi trabajo profesional, tuve contacto con población vulnerable, como indígenas, campesinas y otros grupos; prestándoles asistencia, orientación y ayuda de forma responsable, sin discriminación ni exclusión. 

Me incorporé a un grupo del pueblo Indígena Baré, con el que creamos una escuela para el rescate del idioma y sus costumbres; y una asociación para tratar de mitigar el grave riesgo de desaparición al que se enfrenta.  

Mi mayor logro siempre ha sido alzar mi voz y dirigir mis actos en beneficio de otras personas que no tienen las condiciones para hacerlo, que no son escuchadas o visibles para la sociedad. 
Actualmente el mayor reto que enfrento es ser migrante, sin casa propia, sin empleo y vivir en condiciones incómodas; sin embargo, esto no ha sido impedimento para seguir auxiliando y orientando en estas condiciones adversas a mis coterráneos. 

Para continuar trabajando en favor de las mujeres migrantes, necesito legalizar mi título profesional con el fin de acceder a oportunidades laborales y así convertirme en vocera a favor de migrantes y de personas, colombinas o extranjeras, que necesiten ser escuchadas.